somos@polarizacionenergetica.com | +34 696 59 91 02

¿Y tu, de que te nutres?

Ahora, que parece que la primavera está llegando para quedarse, es tiempo de despertar los sentidos.

Esos sentidos que sabemos que están ahí, pero a los que sin darnos cuenta, no les ponemos toda la conciencia y el disfrute, que podríamos ponerles.

Por eso, hoy te lanzamos esta pregunta ¿De qué te nutres?

¿Podrías definir, los olores, las texturas, los sonidos, las formas, y los sabores, que se dan en tu día a día?. Seguramente, muchísimos te pasan inadvertidos y eso es también nutrición, porque todo lo que nos rodea, nos nutre y puede hacerlo de un modo mucho mayor, si somos capaces de darnos cuenta.

En la sociedad en la que vivimos, la nutrición se reduce a la alimentación y en lo referido a la alimentación, estamos llenos de creencias limitantes y de culpas, sobre lo que se puede y no se puede comer, sobre lo que nos hace sentir bien o hacia lo que tendemos cuando estamos tristes, como las escenas de las películas, en las que ante un desengaño, nos hinchamos de helado, o la proliferación de alimentos light, porque la vida no está hecha para contar calorías, pero te damos un sucedáneo, para que sigas tapando tus necesidades emocionales reales, con menos culpa.

Por eso, cuando descubrí Emoalimentación, para mi fue una revolución interna, porque no hablaba de qué comer, ni de qué no comer, hablaba de ¿Cómo te quieres sentir? , hablaba de descubrir sin culpa qué necesidad de tu alma, estabas tapando con unos u otros alimentos; hablaba de volver a descubrir cada alimento y deleitarlo, para que te aporte desde el primer bocado, hablaba de gratitud, de amor y de autodescubrimiento, y por eso me impactó tanto y me enamoré del proceso.

Si aun no has participado en ninguna experiencia de Emoalimentación, empieza este viernes, y no te pierdas el taller Emoalimentación: Cómo gestionar las emociones en las comidas. Pincha aquí y entérate de todo, y de lo que vivieron las participiantes en la anterior edición.

Después del primer taller, empecé a perder peso, pero sobre todo, empecé a ganar vida, a darme cuenta de un montón de cosas, que echaba de menos, porque estaba demasiado ocupada o iba demasiado deprisa, y a llenar todas esas carencias. Me llevó a lo concreto y empecé a hacer muchos más planes, y a comer de un modo distinto, las mismas cosas que antes, y a descubrir muchas otras, que me estaba perdiendo. Por eso repito, este viernes el taller de cómo gestionar las emociones, en las comidas, y creo que lo haré siempre, que tengamos la suerte de tener a Cristina Carasusán en Madrid y el sábado me apunto al taller nuevo: Encaríñate de ti y  cultiva tu amor propio, que va de algo tan importante, como la autoestima corporal, complejos físicos y en el que disfrutaremos, del primer miniemobrunch, (Si te interesa pincha aquí apúntante ya, porque quedan 3 plazas)

Por todo esto, te deseamos una semana muy muy nutritiva, en todos los aspectos de tu vida, el viernes estate atento a nuestras redes sociales, tenemos una sorpresa prevista, que creemos que os va a encantar.

Únete ahora a la familia de polarización energética y recibe gratis la LÁMINA ESPECIAL DE LENGUAJE CORPORAL

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *