somos@polarizacionenergetica.com | +34 696 59 91 02

El domingo arranca el año energético

Aunque esta semana, ya hemos tenido actividades, y muy potentes por cierto, el año energético no se da por empezado, hasta la primera sesión de polarización en grupo.

Los primeros días del año, suelen notarse a veces, sensaciones de transición; seguimos sintiendo lo pendiente del año anterior, mezclándose con lo nuevo, pero con el paso de los días, la energía se va definiendo y la pauta del año nuevo, empieza a hacerse más presente, y eso es lo que más nos gusta, de los encuentros de polarización en grupo, de las primeras semanas de enero.

La energía es muy distinta, a la que se suele mover en las terapias grupales, y esto es una de las cosas, que más me han sorprendido siempre de este trabajo; misma camilla, mismo lugar, en muchas ocasiones caras conocidas y sin embargo, la intensidad y la potencia, es bien distinta.

El trabajo va más allá, en esta clase de encuentros, de los que solo hacemos 3 al año, el de enero, el encuentro internacional de Aluenda en abril y los 3 días de intensivo a finales de agosto/principios de septiembre.

Quienes ya lo habéis vivido, sabéis de lo que hablo, y quienes aún no habéis tenido la oportunidad de hacerlo, no dudéis en reservar vuestra plaza, pues esta vez son limitadas y tendréis la oportunidad de:

  • Pasar por la camilla. Se hace por sorteo o por el radar interno de Isabel, y nos ha encantado comprobar, que cuando hemos usado una aplicación informática, las personas que han pasado por la camilla, son siempre las que nosotras hubiésemos elegido, que siempre es con el criterio, del caso que más pueda aportar a la totalidad del grupo, por lo que pasemos o no, siempre nos llevamos algo, y en ocasiones algo más poderoso, estando fuera de la camilla.
  •  Ponernos de nuestra parte. Nos reservamos ese rato para nosotros, para recibir, compartir, soltar y recibir un baño de energía nueva.
  • Recibir un baño de cariño, pues siempre es un momento de volver a verse, suelen venir compañeros de fuera, gente que habitualmente no puede acudir, se suma a estos encuentros especiales y la energía se amalgama de manera, que personas que no se conocían de nada, acaban sintiendo un gran cariño por el resto, recordándonos que todos estamos unidos por lazos invisibles, que el trabajo en equipo potencia las capacidades individuales, y nos recuerda nuestra poderosa naturaleza cooperativa.
  • Ajustar nuestra frecuencia con la del nuevo tiempo y adaptarnos mejor a los cambios, con alegría o fluidez, ya que lo que se mueve, nos ayuda a ver dónde estamos ubicados en este momento, y dónde necesitamos recolocarnos.
  •  Devolvernos el centro, que muchas veces nos cuesta recuperar, después de las vacaciones y nos da el impulso, para cumplir nuestros objetivos.
  • Volver a poner la polarización energética en la agenda. Muchos nos escribís diciendo, que echáis mucho de menos venir, pero que no encontráis el momento, y cuando volvéis a conectar os preguntáis, porque no habéis venido en tanto tiempo, si os sienta tan bien, así que puede ser la oportunidad de romper la inercia y venir.
  • Sentirnos bien. El encuentro de enero, es solo una mañana, por lo que a diferencia de otros, que duran más tiempo, los ciclos de la energía no hacen el viaje de bajada y subida, es un momento de solo subir y solemos irnos, mucho más fuertes de lo que llegamos.

Por todo esto, os esperamos el domingo de 10 a 15h en Okuni, porque las mejores sinfonías se crean en grupo.

Aportación:50€ (Si sientes venir, pero la cuesta de enero aprieta, escríbenos y hablamos)

 

Únete ahora a la familia de polarización energética y recibe gratis la LÁMINA ESPECIAL DE LENGUAJE CORPORAL

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *